(Galego) CAMINO PRIMITIVO

Disculpa, pero esta entrada está disponible sólo en Gallego.

La Catedral de Oviedo es el punto de partida del Camino Primitivo. Oviedo fue elegida capital y sede de la Corte del Reino de Asturias por el rey Alfonso II  (791-842) en una fecha sin determinar de su reinado anterior a 812. Alfonso II fue un rey muy interesado en la promoción del culto a los santos. Dotó a la capilla de San Salvador, construida probablemente por su padre Fruela I, de importantes reliquias como el paño que cubrió a Jesucristo antes de la resurrección. La tradición también atribuye al reinado de Alfonso II el descubrimiento del sepulcro del Apóstol Santiago en Compostela en 814. Alfonso II es considerado el primer peregrino a Compostela debido a que realizó la ruta de peregrinación desde su capital de Oviedo hasta la tumba del apóstol en Compostela. Este es considerado el origen del Camino Primitivo.

 

CAMINO PRIMITIVO EN LUGO

El último tramo del Camino Primitivo desde Lugo es mucho más sencillo que el primero desde Oviedo. Se completa en 6

noches y recorrerás unos 97 km.

Esta etapa comienza en la maravillosa ciudad de Lugo, hogar de la muralla romana mejor conservada de Europa, que se extiende a lo largo de 2 km en torno al casco antiguo. Además de esta famosa muralla, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, Lugo también es conocida por su buena comida. Muchos bares en la ci

udad servirán pinchos gratis cuando pidas una bebida.

El Camino desde Lugo continúa hacia Santiago de Compostela por bosques frondosos y campos de cultivo, pasaras por una asombrosa carretera asfaltada romana y cruzarás puentes con encanto medieval. Esta etapa se une al tramo final del Camino Francés, la ruta del Camino más popular. Si viajas en octubre, asegúrate de ir a las fiestas patronales de San Froilán en Lugo.

Los atractivos de este Camino son tanto de carácter paisajístico como cultural, destacando entre los principales hitos de su trazado, la ciudad de Lugo, con su casco histórico, la muralla romana y la catedral de Santa María (ambas Patrimonio de La Humanidad).

La primera imagen es el recorrido del camino primitivo, de principio a final. La segunda imagen vuelve a ser otro recorrido, pero en este caso del camino por el casco antiguo de nuestra bella ciudad, Lugo. Por último pero no menos importante, el retrato de Alfonso II, se dice que fue el primer peregrino en pasar por ese mismo trayecto para visitar el cadáver del Apóstol Santiago.